Si al igual que muchos de mis clientes te preguntas cómo invitar en LinkedIn sin ser rechazado, estos secretos son para ti.

Una vez que has hecho el trabajo previo de definir el perfil de tu cliente ideal y usar la opción de búsqueda avanzada de LinkedIn para encontrar a los contactos correctos, puede se muy frustrante que la persona no acepte tu solicitud de contacto, o que indique que no te conoce y corras el riesgo de ser penalizado por LinkedIn.

Hoy quiero contarte cómo puedes invitar en LinkedIn para reducir al máximo la posibilidad de ser rechazado. Es parte del sistema que he creado y que enseño en El Arte De Vender con LinkedIn. He probado muchas formas de invitar sin ser rechazada y me he quedado con esta, que además de darme una efectividad del 90%, es bien sencilla y me ha salvado de ser bloqueada o penalizada por LinkedIn.

Aquí vamos:

1. Realiza una búsqueda con los campos que definiste para tu cliente ideal y graba esa búsqueda. A la fecha, LinkedIn te permite grabar hasta 7 búsquedas  si tienes un perfil Premium, y poco menos si tu perfil es estándar.

Para empezar a probar este sistema, basta con el perfil que tengas ahora mismo.

2. Empieza a visitar los perfiles que encontraste en esa búsqueda y que representan a tu cliente ideal.

Fíjate en la experiencia de esa persona, los lugares dónde ha trabajado, y los intereses o grupos que tienen en común.

3. Aprovecha el poder de la opción “Quién miró tu perfil”.  Espera a que esa persona se de cuenta de que visitaste su perfil.  Si tu título está bien definido, lo más probable es que esa persona te devuelva la visita.

Entonces actúa, ya hay un interés mutuo.

Envíale una solicitud de amistad personalizada. Para eso, puedes indicar que la persona es tu “amiga”.  Cuando haces click a la opción de invitar a una persona, LinkedIn te pregunta de dónde la conoces y en la mayoría de casos te pide el email de tu futuro contacto.

He visto que, a la fecha, si indicas que es tu amigo, LinkedIn no te pide más información y tampoco lo muestra en la solicitud que envía.

4. Si la persona te acepta como contacto, escríbele un mensaje de agradecimiento. Muy poca gente lo hace y es bien valorado.

¿Qué decir en ese mensaje? Usa la información que tienes de esa persona para resaltar lo que te llamo la atención de su perfil o los intereses comunes. Te doy un ejemplo:

Hola Pablo,

Gracias por aceptar mi invitación.

He mirado tu perfil y veo que tenemos intereses comunes en el área de Asesoría de Imagen.

Espero que sigamos en contacto personal y también en los grupos que tenemos en común.

Andrea

Mi sugerencia es que en este primer contacto no intentes hacer una oferta o vender. Mira, la gente se toma en serio esta red y se ha creado una etiqueta implícita de respeto y no venta agresiva.

En El Arte De Vender con LinkedIn muestro cómo continuar la conversación para llevar a esas personas a un diálogo que atraiga los mejores para hacer negocios. Si quieres conocer más sobre el sistema de uso para atraer al 90% de mis clientes a través de la red profesional más poderosa, apúntate a mi clase gratuita sobre El Arte De Vender Con LinkedIn.

 

La autora:

Paola Durán es mamá-empresaria digital. Ayuda a Coaches y Consultores, que quieren generar Impacto, a atraer Más y Mejores Clientes con LinkedIn. Accede a su entrenamiento gratuito: El Arte De Vender con LinkedIn dónde conocerás un simple sistema de 3 pasos para hacer crecer tu Negocio con la red profesional más poderosa el Mundo. Reserva tu espacio aquí.